Quantcast

Citas de Osho sobre el sexo

Citas de Osho sobre el sexo

Si puedes lograr volverte meditativo en tu vida sexual....
"Mientras sostienes la mano de tu mujer o de tu hombre, ¿por qué no sentarse en silencio? ¿por qué no cerrar los ojos y sentir? Siente la presencia del otro, entra en la presencia del otro, permite que la presencia del otro entre en ti: vibrar juntos, mecerse juntos; si una gran energía toma posesión, danzar juntos, y llegarás a cimas orgásmicas de gozo que no habías conocido nunca antes. estas cimas orgásmicas no tienen nada que ver con el sexo, en realidad tienen mucho que ver con el silencio.
Y si puedes lograr también volverte meditativo en tu vida sexual, si puedes estar en silencio mientras haces el amor, en una especie de danza, te sorprenderás. Tienes un proceso integrado que te lleva a la orilla más lejana".
Osho, The Book of Wisdom, charla #7
Para continuar con la lectura, en inglés, y ver todos los formatos disponibles, haz click aquí.
 
Entre más sexual sea una persona, mayor la inteligencia
"Así  que realmente sucede que entre más sexual sea una persona, más inventiva puede ser. Entre más sexual sea una persona, mayor la inteligencia. Con una menor energía sexual, se da menos inteligencia, porque el sexo es una búsqueda profunda para desvelar, no sólo cuerpos, no sólo el cuerpo del sexo opuesto, sino todo lo que está oculto".
 
Osho, The Beloved, Vol. 2, charla #2
Para continuar con la lectura, en inglés, y ver todos los formatos disponibles,haz  click aquí.
 
El sexo es potencialidad
"Cuando el amor se expresa a través de ti, se expresa primero  como cuerpo. Se convierte en sexo. Si se expresa a través de la mente, que es más elevada, profunda, sutil, entonces se le llama amor. Si se expresa a través del espíritu se convierte en oración....
Si todo va bien y el sexo es natural y fluido, es una hermosa experiencia porque puedes tener un vislumbre de lo segundo a través de él. Si el sexo llega muy a lo profundo, de tal manera que te olvidas completamente de ti mismo en él, puedes incluso tener un vislumbre de lo tercero a través de él. Y si el sexo se convierte en una experiencia totalmente orgásmica, existen raros momentos en los que incluso puedes tener un vislumbre del cuarto, turiya, el más allá, a través de él.
Pero si el sexo falla, entonces muchas perversiones se producen en la mente. Esas perversiones se expresan en el odio. El odio es un fallo del sexo, un fallo de la energía de amor. La violencia, la codicia del dinero, las actitudes en continuo conflicto de los egos: la guerra, la política; todo esto es perversión sexual".
 
Osho, Talking Tao, charla #1
Para continuar con la lectura, en inglés, y ver todos los formatos disponibles, haz click aquí.
 
El amor puede dar nueva conciencia al sexo
"El amor le puede dar una nueva conciencia al sexo. Entonces el sexo se transfigura, se vuelve hermoso; deja de ser sexo, tiene algo de lo trascendente en sí. Se ha convertido en un puente.
Puedes amar a una persona porque esa persona satisface tu sexo. Esto no es amor, es simplemente un regateo. Tú puedes tener sexo con una persona porque amas; entonces el sexo le sigue como una sombra, como parte del amor. Entonces es hermoso; entonces no pertenece al mundo animal. Entonces algo trascendente ha entrado, y si continuas amando a una persona profundamente, poco a poco el sexo desaparece. La intimidad se vuelve tan plena que entonces no hay necesidad de sexo; el amor es suficiente por sí mismo. Cuando llega ese momento, entonces existe la posibilidad de que la veneración aparezca en ti.
Cuando dos amantes están en un amor tan profundo que el amor es suficiente y el sexo simplemente se deja, no porque se haya dejado, no porque se haya reprimido, no. Simplemente ha desaparecido de tu consciencia si dejar siquiera una marca; entonces los dos amantes están en una unidad total... Porque el sexo divide; la palabra misma sexo viene de una raíz que significa división. El amor une, el sexo divide. El sexo es la causa básica de la división.
 
Cuando tienes sexo con otra persona, mujer u hombre, tú piensas que eso te une. Por un momento eso te da la ilusión de unidad y luego, de repente entra una vasta división. Es por eso que, después de cada acto sexual, una frustración, una depresión aparece. Uno siente que está muy lejos del amado. El sexo divide, y cuando el amor va cada vez más profundamente, no hay necesidad de sexo. Tus energías internas se pueden encontrar sin sexo y puedes vivir en tal unidad". 
 
 Osho, Yoga: The Mystery Beyond Mind, charla #8
Para continuar con la lectura, en inglés, y ver todos los formatos disponibles, haz click aquí.
 
El amor es peligroso, el sexo no es peligroso
"Las personas  que tienen miedo del amor no tienen miedo del sexo. El amor es peligroso; el sexo no es peligroso, puede ser manipulado. Hay muchos manuales actualmente sobre la manera de hacerlo. Puedes manipularlo; el sexo se puede convertir en una técnica. El amor nunca se puede convertir en una técnica. Si en el sexo tú tratas de mantener el control, entonces incluso el sexo no ayudará a lograr lo supremo. Llegará hasta un cierto punto y tú volverás atras, porque en algún lugar se necesita un abandonarse.
Por eso es que el orgasmo se está volviendo más y más difícil. La eyaculación no es orgasmo, dar nacimiento a los niños no es orgásmico. El orgasmo es la participación de todo el cuerpo: Mente, cuerpo, alma, todos juntos. Tú vibras, todo tu ser vibra, de los pies a la cabeza. Dejas de controlar; la existencia ha tomado posesión de ti, y tú no sabes quién eres. Es como la locura, es como un sueño, es como la meditación, es como la muerte".  
 
Osho, Returning to the Source, charla #10
Para continuar con la lectura, en inglés, y ver todos los formatos disponibles, haz click aquí.
 
El sexo es la fuente
"El sexo te puede dar la respuesta a lo que es la realidad de la vida, porque el sexo es la cosa más viva que hay en ti. La mente es la cosa más muerta que hay en ti y el sexo es la cosa más viva que hay en ti. Por eso es que la mente está siempre en contra del sexo, y la mente siempre quiere suprimirlo. Son enemigos. La mente es una cosa muerta, y el sexo es la fuerza vital; se la pasan peleando. Y, cada vez que te entregas al sexo, la mente se siente frustrada y la mente dice: "esto es algo equivocado. No te entregues a ello otra vez.
La mente se convierte en moralista, la mente se vuelve puritana, la mente se convierte en el cura. La mente no deja de condenar. La mente sigue condenando todo lo que está vivo, y a todo lo que está muerto la mente lo sigue venerando. Y el sexo es la cosa más viva que hay en ti, porque la vida viene por su medio: Tú has nacido por su medio, tú puedes dar nacimiento por su medio. Donde quiera que haya vida, vitalidad, el sexo es la fuente".
 
Osho, The Supreme Doctrine, charla #14
Para continuar con la lectura, en inglés, y ver todos los formatos disponibles, haz click aquí.
 
Ellos no conocen otra clase de hombre
"Los psicólogos que el amor no es otra cosa que un preámbulo para el sexo. Ellos están en lo correcto, porque no hay otro especimen para estudiar. Ellos te estudian  y llegan a concluír que el amor no es otra cosa que un preámbulo, es simplemente  crear una situación en la que se pueda dar el sexo, nada más. Por tanto, cuando se ha dado el sexo, el amor desaparece. Es simplemente como cuando tienes hambre, que gravitas en torno a la comida, y miras la comida con ojos de fascinación. Pero, cuando tu hambre ha sido satisfecha, no miras más la comida. Toda la fascianción se ha perdido.
Por tanto, cuando amas a tu esposa o a tu esposo, el amor es sólo un formalismo para entrar en el sexo, porque puede ser muy brusco comenzar... Así que aquél simplemente hace de agente de lubricación. Y cuando es sexo queda satisfecho, el marido se da la vuelta para su lado de la cama y se pone a dormir. Ya ha acabado; todo el encanto se va. Éste volverá nuevamente sólo cuando él sienta una clase de hambre. Los psicólogos dicen que el amor no es otra cosa que un preámbulo, simplemente un formalismo. Y ellos están en lo cierto, porque no conocen otra clase de hombre".
Osho, The Supreme Doctrine, charla #5
Para continuar con la lectura, en inglés, y ver todos los formatos disponibles, haz  click aquí.
 
Falsas apariencias sobre la muerte y el sexo
"He dicho que el ser humano tiene miedo tanto del sexo como de la muerte. Por eso es que son tabús. Nadie habla del sexo y nadie habla de la muerte. Mantenemos el silencio en estas dos cosas. Nos hemos mantenido en silencio durante siglos y siglos. Son temas tabú, ni siquiera deberían mencionarse. Cuando se mencionan algo empieza a temblar en nuestro interior.
Parece que hay una profunda represión. Por eso hemos creado palabras substituto. En el mundo occidental no se dice: "Estamos teniendo sexo". Se dice: "Estamos haciendo el amor". Es una palabra substituto, y falsa, porque el amor es una dimensión totalmente diferente. Tener sexo es tener sexo, no es hacer el amor. El amor puede incluír el sexo, pero el amor tiene una cualidad completamente diferente.
Nunca hablamos directamente de la muerte. Si alguien muere, utilizamos palabras substituto. Decimos que se ha ido con el Padre, o que se ha ido al cielo. La muerte no se enfrenta directamente.
Hemos creado muchas falsas apariencias sobre la muerte y el sexo. Si dos personas se van a casar, ni siquiera se menciona el sexo, ¡y se van a casar por el sexo! Hemos creado una gran ilusión respecto al matrimonio, pero el hecho escueto, desnudo, es el sexo. Hemos creado un ritual. un gran ritual con el matrimonio, simplemente para ocultar el hecho. ¿Por qué?
image
¿Por qué existe un tabú sólo sobre estas dos cosas? Ellas están profundamente relacionadas. El motivo por el cual están relacionadas es éste: Primero tú naces del sexo, el nacimiento es sexo. Y el nacimiento y el sexo son dos polos de una cosa. En el nacimiento la muerte está oculta. Por eso es que el ser humano se dio cuenta de la profunda relación entre el sexo y la muerte. La mente no puede acontecer sin el sexo, tal como el nacimiento no puede acontecer sin el sexo".
 
Osho, The New Alchemy: To Turn You On, charla #24
Para continuar con la lectura, en inglés, y ver todos los formatos disponibles para esta charla, haz click aquí.
 
Tenemos miedo del del sexo
"A menos que la humanidad deje de ser represiva con el sexo, el ser humano no va a poder respirar realmente. Si la respiración va profundamente al abdomen, le da energía al centro sexual. Toca el centro sexual; masajea el centro sexual desde adentro. El centro sexual se vuelve más activo, más vital. La civilización tiene miedo del sexo. No permitimos que nuestros hijos se toquen sus centros sexuales, sus órganos sexuales. Les decimos: "¡Detente! ¡No te toques!
Mira a un niño cuando se toca su centro sexual por primera vez y le dices luego, "¡detente!", y observa luego su respiración.Cuando le dices, "¡detente, no te toques el sexo!", la respiración se volverá superficial inmediatamente, porque no es sólo su mano la que está tocando el centro sexual; en lo profundo la respiración lo está tocando. Y si la respiración sigue tocándolo, es difícil detener la mano. Si la mano se detiene, entonces es básicamente necesario, se requiere que la respiración no toque, que no vaya a lo profundo. Tiene que mantenerse superficial.
Tenemos miedo del sexo. La parte inferior del cuerpo no sólo es inferior físicamente, se ha vuelto inferior como valor. Se ha condenado como 'inferior'. Por tanto no va a lo profundo, permanece superficial simplemente. Es desafortunado que sólo podamos respirar hacia abajo. Si se les permitiera a algunos predicadores, cambiarían todo el mecanismo. Sólo te permitirían respirar hacia arriba, hacia la cabeza. Entonces no sentirías el sexo en absoluto.
Si vamos a crear una humanidad sin sexo, entonces tendremos que cambiar el sistema de respiración. La repiración tiene que ir a la cabeza, al sahasrar, al séptimo centro en la cabeza, y luego bajar a la boca. Éste sería el conducto: de la boca al sahasrar. No tiene que ir abajo a lo profundo, porque abajo es peligroso. Entre más profundamente vayas, más cerca estarás de los estratos profundos de la biología. Alcanzas el centro, y ese centro está precisamente cerca del centro sexual, precisamente cerca. Tiene que ser así, porque el sexo es vida".
 
Osho, The Book of Secrets, charla #3
 
Pasos hacia lo divino
"Por favor, descríbenos el significado espiritual de la energía sexual. ¿Cómo podríamos sublimar y espiritualizar el sexo? ¿Es posible tener sexo, hacer el amor, como una meditación, como un trampolín que lleve a estados más elevados de consciencia?
... Has utilizado las palabras 'sexo' y 'amor'. Normalmente utilizamos ambas palabras como si tuvieran una asociación interna. No la tienen. El amor llega sólo cuando el sexo se ha ido. Antes de eso, el amor es sólo atracción, un preámbulo y nada más. es simplemente una preparación del terreno para el acto sexual. no es más que una introducción al sexo, un prefacio. Por tanto entre más sexo haya entre dos personas, menos amor habrá porque entonces el prefacio no es necesario. Cuando el sexo se convierte en meditación, florece como amor, y este florecimiento es un movimiento hacia lo divino.
No estoy en contra del sexo y no estoy a favor del amor. Todavía tienes que trascenderlo. Medita en ello; trasciéndelo. Por meditar quiero decir que tienes que pasar por ello completamente alerta, atento. No tienes que pasar por ello inconscientemente, ciegamente. Hay en ello una gran dicha, pero puedes pasar por ahí ciegamente y te lo pierdes. Esta ceguera tiene que transformarse; tienes que llegar a tener los ojos abiertos. Con los ojos abiertos, el sexo te puede llevar por el camino de la unidad".
Osho,  The Psychology of the Esoteric, charla #3
Para continuar con la lectura, en inglés, y ver todos los formato disponibles para esta charla, haz  click aquí.
 
Crear meditación a partir del sexo
"Entre más vayas a la meditación mediante el sexo, menos efecto tendrá el sexo. La meditación crecerá a partir de él, y debido a la meditación creciente, se abrirá una nueva puerta y el sexo se irá marchitando. No será una sublimación. Será algo así como hojas secas que caen de un árbol. El árbol nunca se entera siquiera de que las hojas están cayendo. De la misma manera, nunca sabrás siquiera que el impulso mecánico por el sexo se está yendo.
Crea meditación a partir del sexo; haz del sexo un objeto de meditación. Trátalo como un templo y lo trascenderás y serás transformado. Entonces el sexo no estará ahí, pero no habrá ninguna represión, ninguna sublimación. El sexo simplemente se volverá irrelevante, insignificante. Tú has crecido más allá de él. Ahora ya no tiene sentido para ti.
Simplemente es como un niño que crece. Ahora los juguetes no tienen sentido. Él no ha sublimado nada; él no ha reprimido nada. Simplemente ha crecido; ha entrado en la madurez. Ahora los juguetes no tienen sentido. Son infantiles, y ahora el niño ya no es un niño.
De la misma forma, cuanto más medites, menos tendrá el sexo una atracción para ti.Y, poco a poco, espontáneamente, sin un esfuerzo consciente para sublimar el sexo, la energía tendrá una nueva fuente de la cual fluír. La misma energía que ha fluido a través del sexo ahora fluirá a través de la meditación. Y cuando fluye a través de la meditación, la divina puerta se está abriendo."
Osho, The Psychology of the Esoteric, charla #3